Macri acordó con sus pares del Mercosur apurar la firma del tratado con Europa

Foto: perfil Foto: perfil

Se reunieron en el marco de la OMC; dejaron de lado diferencias para sellar el compromiso en diez días en Brasilia.

"Vamos pra frenchi con el acuerdo con la Unión Europea". La ocurrencia, de uno de los cuatro protagonistas de la tarde, despertó las risas de todos. Al final, hubo apretón de manos y abrazos varios. Así, los presidentes de los países miembros del Mercosur -Mauricio Macri, Michel Temer (Brasil), Tabaré Vázquez (Uruguay) y Horacio Cartés (Paraguay)- dejaron atrás las especulaciones internas y sellaron una estrategia común frente a la Unión Europea.

Tras poner en marcha la XI Conferencia Ministerial de la Organización Mundial del Comercio (OMC), Macri y sus pares mantuvieron un encuentro reservado en el que terminaron de definir el camino que podría desembocar el 20 de este mes en Brasilia en la firma de un acuerdo de libre comercio con la Unión Europea. O, como mínimo, en un compromiso que inicie ese camino.

Aún no está definido dónde se anunciará la firma del acuerdo. Si bien Buenos Aires se presenta como una opción -en el encuentro ministerial de la OMC están presentes los comisarios de la UE de Comercio, Cecilia Malström, y de Agricultura y Desarrollo Rural, Phil Hogan, claves en la negociación-, lo cierto es que la próxima reunión del Mercosur se realizará el 21, en Brasil, que tiene bajo su mando la presidencia pro tempore del bloque.

"Hubo una decisión política de los cuatro presidentes para que se pueda alcanzar un acuerdo. Están listos para firmar", confió a LA NACION uno de los testigos de la reunión.

Esto no significa que esté cerrado el pacto, sino que se presenta un Mercosur consolidado. Para alcanzar este punto, todos los mandatarios tuvieron que ceder. Incluso, según pudo saber LA NACION, el bloque regional no aceptará cualquier imposición de la Unión Europea.

"Seguimos creyendo en el camino del consenso, fundamental para llegar a decisiones legítimas que todos sintamos como propias. Hoy más que nunca es necesario ser conscientes de que se espera de cada uno de nosotros que cedamos, y cuando más cedamos al compromiso colectivo más estaremos en el camino correcto", dijo Macri ayer al inaugurar la OMC, donde remarcó el firme compromiso de la Argentina con el sistema multilateral de comercio.

La expectativa de alcanzar un acuerdo entre el Mercosur y la UE es muy elevada. "Ahora que los cuatro presidentes están de acuerdo, se puede lograr", se mostró esperanzado uno de los negociadores de un acuerdo que abrirá un mercado de más de 600 millones de consumidores a esta región y que permitirá el ingreso de productos de la UE. Ahora, según aclararon fuentes oficiales, "la pelota quedó en el campo de los europeos".

Buenos Aires, anfitrión

La fotografía de los cuatro presidentes miembros del Mercosur juntos no fue casualidad. El bloque regional también quiso enviar un mensaje de unidad frente a la negociación con la UE, pero también ante la corriente que impulsan algunos países de cerrar sus fronteras al comercio internacional. En ese sentido, Macri, Temer, Vázquez y Cartés hablaron de las bondades del multilateralismo y de generar nuevas oportunidades de negocios.

"Este es un evento histórico. Es una oportunidad para renovar el compromiso con el sistema multilateral de comercio. Es un claro gesto de apoyo al objetivo compartido de un comercio justo, con reglas claras", dijo el Presidente, ante la atenta mirada del canciller Jorge Faurie, Francisco Cabrera (Producción), Patricia Bullrich (Seguridad) y Luis Miguel Etchevehere (Agroindustria).

Además, dijeron presente la vicepresidenta Gabriela Michetti; el vicejefe de gobierno porteño, Diego Santilli; el secretario de Asuntos Estratégicos, Fulvio Pompeo; el secretario general de la Presidencia, Fernando De Andreis, y el secretario de Relaciones Económicas Internacionales, Horacio Reyser.

"El camino es un mundo abierto, donde todos comercian con todos con reglas claras y justas. Los invito a avanzar en los consensos necesarios para que las reglas del comercio mundial estén en sintonía con las realidades sociales del siglo XXI", subrayó el jefe del Estado en el Centro de Exposiciones y Convenciones.

Y agregó: "Desde su creación fue una fuente central en el crecimiento y el desarrollo, pero sabemos que los beneficios no alcanzaron a todos. Vivimos una época de profundas transformaciones globales y es responsabilidad de todos afrontar los desafíos del siglo XXI y convertirlos en oportunidades".

Macri destacó que, con la inauguración de la OMC, la Argentina pone en marcha una nueva etapa "que despierta mucho entusiasmo". Según el Presidente, asumir la presidencia del G-20 "afirma la intención de ser parte de una conversación global".

Ayer, la Argentina, Brasil, Colombia, Chile, Guyana, México, Paraguay, Perú, Suriname y Uruguay firmaron la Declaración Presidencial de Buenos Aires, por la cual ratificaron su compromiso de "aunar esfuerzos" para consolidar el crecimiento de sus economías, erradicar la pobreza, generar trabajo, mejorar la educación y aprovechar el auge de las nuevas tecnologías, entre otros puntos relevantes de cara a los desafíos que plantea el siglo XXI.

"Podemos invocar la primacía del interés nacional y esperar la próxima crisis o podemos poner por delante nuestros intereses compartidos y pensar en qué OMC queremos y qué objetivos comunes tenemos e ir por ese camino", resaltó Macri.

Hoy, los 164 representantes de los países miembros de la OMC comenzarán las reuniones que tienen por objetivo avanzar con la definición de nuevas reglas del comercio mundial. Uno de los retos es continuar en la misma línea de los acuerdos alcanzados en las dos conferencias anteriores, realizadas en Bali, Indonesia, en 2013, y en Nairobi, Kenya, en 2015, donde se armonizaron procedimientos aduaneros y se avanzó con la reforma de las reglas del comercio agrícola al eliminar subsidios a las exportaciones, indicaron a Télam fuentes de la Cancillería.

En esta oportunidad se buscará definir nuevas reglas en el comercio agrícola, industrial y de servicios. Además, se buscará tratar temas por fuera de la agenda relacionados con el comercio electrónico o la inserción de pymes en el comercio mundial.

Pero, en primer lugar, ayer era todo satisfacción por una cuestión prioritaria: la ausencia de Estados Unidos provocó un tembladeral que puso en riesgo la continuidad de la OMC. Ayer, en Buenos Aires, todos los integrantes ratificaron su utilidad y la necesidad de reforzar sus acciones.

Protesta de estatales

La Asociación del Trabajadores del Estado (ATE) y organizaciones sociales marcharon ayer por el centro de Buenos Aires en rechazo a la XI Conferencia de la OMC. Los manifestantes se concentraron desde las 16 en el Obelisco y marcharon hacia la zona de la reunión ministerial para rechazar "su presencia en el país", según explicó el secretario general de ATE-Nacional Hugo "Cachorro" Godoy. Además participaron Barrios de Pie, la Ctep, y la Corriente Clasista y Combativa (CCC).

Fuente: La Nación

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

volver arriba

Más en NACIONALES

Activan vía judicial contra la reforma previsional: lluvia de amparos y pedido de inconstitucionalidad

18 Diciembre, 2017 | 12:54

La polémica sanción de la reforma previsional que impulsa el Gobierno de Mauricio Macri podría desatar una abrumadora ol...

Reforma Previsional: apuran debate y convocan sesión especial para mañana

13 Diciembre, 2017 | 17:11

En busca de una rápida sanción el oficialismo busca avanzar en el paquete de reformas. Luego del dictamen este martes qu...

Marcos Peña: "Los juicios en ausencia a los iraníes son prioridad para nosotros"

13 Diciembre, 2017 | 17:11

El jefe de gabinete confirmó que el Gobierno impulsará el proyecto en 2018.